Mercaderes en el Templo

En 2002 comenzó a caminar un sueño: la construcción de un sistema educativo libre de la influencia de editoriales y otras empresas que lo habían convertido en un lucrativo mercado. Aquel año, en Extremadura, se puso en marcha un proceso de informatización de la enseñanza que aspiraba instalar, en cada aula de cada instituto de secundaria, un ordenador por cada dos alumnos. Dicho ordenador funcionaría utilizando software libre, liberando así el sistema educativo de la dependencia tecnológica que, de otra forma, habría tenido respecto a Microsoft y otras multinacionales del software privativo.

Esta es la historia de cómo Microsoft, la industria editorial y algunos sectores políticos consiguieron hacer fracasar el proyecto.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*