Educación 2.0. Aprendizajes en red y construcción abierta

La obra que hoy tiene ante sus ojos es algo más que un e-book sobre educación. Es un punto de partida hacia cientos de ideas, videos, libros, blogs y webs. Es un libro vivo, una red que me recuerda mucho al Aleph que Borges describía como “el lugar donde están, sin confundirse, todos los lugares del orbe, vistos desde todos los ángulos”.

¿Cómo leer un libro así? ¿Cómo leer un hiper-book? Con una hiper-lectura por supuesto, ¿de qué otra manera? Con una lectura 2.0 que permita comprender no solo las conversaciones que nos presenta, sino también los otros libros posibles que recopila, resume, comparte, reescribe, rompe y recrea. Creo que a Julio Cortazar le hubiera encantado haber escrito este prólogo e invitarlos, como lo hizo con su “Rayuela”, a leerlo de múltiples formas, una y otra vez, sin principio ni fin.

Un gran educador como Paulo Freire me enseñó que la mejor manera de formar no era dando respuestas, sino enseñando con preguntas, porque las preguntas inquietan, movilizan y las respuestas nos dejan tranquilos. Por eso me alegra mucho que este libro esté repleto de preguntas y que muchas de ellas no tengan respuesta, o por lo menos no una sola.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*